2/9/12

Francis Ford Coppola presenta "Bram Stoker's Drácula"

Allá por el año 92, Francis Ford Coppola, premiado director de cine famoso por la saga "El Padrino", le dió por versionar al formato de pantalla una gran novela de la literatura de terror escrita por Bram Stoker.
Aparte de decir que el libro, grandioso aunque una pesadilla de leer por el formato en el que está redactado (todo a base de cartas, diarios y recortes en el periodico), la película intentó dar un enfoque distinto a la pesadilla del monstruo y iluminar sobre todo su parte mas "humana".

La versión de cine tiene muchisimos matices artísticos fuera del típico genero palomitero de terror. Eso, sumado a la grandiosa banda sonora (de las cosas que mas pavor me produce del filme), la convierten en una de mis películas top 10, y sobre ello, la mejor del genero de terror.
¿Terror? Pues si, terror, y a mi gusto, el mas puro. Otras películas del genero, pasas miedo un rato, te acojonan ciertas escenas un par de horas despues de verla, algunas veces incluso un par de días si es muy buena. Esta no enfoca el miedo psicológico, ni miedo a monstruos o a la oscuridad. Lo que verdaderamente me atemoriza esta historia, es que un monstruo inmortal de 400 años de antigüedad (en 1897, cuando transcurre), ve que la única persona importante para tí es la salvación de su alma, y no solo se dispone a robartela, sino que encima consigue enamorarla usando solo su "humanidad" incluso mostrandole rasgos odiosos. Estoy hablando de puro pavor emocional.
Y es que cada vez que la pongo en la pantalla (que habrán sido unas 20 veces ya), esta pelicula con 20 años me transmite un sentimiento distinto. La primera vez que la ví, en formato VHS, allá hace unos cuantos años, siendo yo solo un niño, lo que me dió miedo fue la posibilidad de que un monstruo tenga tanto poder y pueda entrar donde quiera, como quiera, y con escasas (si no nulas) debilidades. Hay que marcar que solo era un crío y no llegué a entender la película realmente, pero ya en ese momento me enamoraron los decorados, las vestimentas, y por encima de todo, esa joyita de banda sonora.
Más adelante, ya en la época de los DVD's, encontré la cinta en el trastero, y quise volver a verla. Encontré a un amigo que la tenia en edición especial en DVD, y volví a verla despues de tantos años. ¡Cuantas emociones nuevas! Una pena que el genero de terror haya decaido tanto, es lo que sigo pensando, despues de esto. Miedo al monstruo, miedo a la impotencia de estar en un castillo secuestrado en el culo del mundo, miedo a ver que cuando crees estar a salvo esa bestia sigue acechandote tan cerca, que te roba todo, y que convierte a un misero abogado en un cazador de monstruos por no perder lo único que ama. Y es que la veo cada uno o dos años, y vuelvo a disfrutar de ella como la primera vez.
No creo que necesite alabar más el metraje, y aunque es cierto que después de 20 años los efectos especiales a veces quedan un poco cutres visto lo que se consigue ahora, tengo que decir que veo la esencia del cine de terror clásico en una película que puedes ver perfectamente en HD. Si aun no la has visto, ¡NO LA VEAS! Ya que me encantaría verla una vez mas contigo.
Sin nada mas que añadir, se despide vuestro servidor:
D

2 comentarios:

Amarie F.A. dijo...

Me encanta Drácula, Cobra... y de esté personaje nace todo el amor que siento por el vampirismo.

Tengo una repisa entera de libros de vampiros de todo tipo, empezando por Drácula de Brams Stoker, los de Anne Rice y otros menos conocidos.... y menos vampiros también XD

Pero desde que vi la peli de pequeña también, he de reconocer que tiene algo hipnótico y cautivador.... que aunque te cause miedo, te gusta.

También está en mi TOP 10, pero NO te recomiendo que leas la segunda parte (escrita por Drake Stoker, nieto o yo que sé del autor original y basada en sus apuntes y recortes que no llegó a terminar)aunque está perfectamente redactada y te ambienta de nuevo en ese maravilloso mundo.... estropea la historia primera. En mi blog creo que hice una reseña de él, si te causa curiosidad. Pero NO LO LEAS.

- Cobra - dijo...

Muchos herederos de autores de grandes obras no se enteran que los guiones y notas escritas de esas grandes obras son para darle unidad y armonía a la misma, y no para construir otra obra. Lo mismo le pasa al heredero de Tolkien al redactar "El Silmarillion", que convierte unos guiones que consiguieron darle una vida propia a la saga de "El hobbit" y "El señor de los anillos" en un montón de páginas condensadas de información que no necesitábamos saber. Ese guión debió convertirse en un libro guía de la Tierra Media y no en una memoria pésima de la misma.